Monasterio Cisterciense Santa María la Real de Villamayor de los Montes -Burgos, España-

monasterio

EN MARCHA

Una hermana guía tu visita a
Nuestro Monasterio
Fin de semana y festivos de 10:45h-18:00h

Entre semana acompañamos grupos
con cita previa en el 947189001

 



Sor Marta: compartiendo en comunidad

FOTO

PARA QUÉ VINO CRISTO AL MUNDO

Es un resultado de mi estudio de Patrología)

Nuestra culpa fue la causa de que bajara el verbo, amó a los hombres hasta tal punto que nació y se manifestó en un cuerpo humano.

            Dios hizo al hombre para la inmortalidad. Pero se apartaron de la contemplación y recibieron muerte que tenía poder sobre ellos. Fueron llamados al ser, los hombres perdieron el conocimiento de Dios y se volvieron al no ser para siempre (el mal es el no ser, y el bien es el ser).

            No sólo nos hizo de la nada, sino que nos dio el poder vivir como Dios, pero se apartaron de las cosas eternas y por insinuación del diablo. Se volvieron a lo corruptible. <<Dios creó al hombre para la incorrupción y para ser imagen de su propia eternidad: pero por la envidia del diablo entró la muerte en el mundo>> 8Sab 2, 23-24).entonces empiezan a morir poco a poco llegaron a rebasar toda medida. Primero descubrieron el mal, luego se entregaron a la injusticia, se hicieron insaciables en sus pecados. No había ley capaz de cohibir la corrupción, todo el mundo estaba dividido.

            Con todo esto aumenta la muerte y la obra de Dios iba a quedar destruida.

            No esa posible escapar a esta ley (la muerte), habiendo sido puesta por Dios era absurdo que Dios, nos hubiera engañado, si el hombre traspasaba su precepto moriría y no muriese después de la transgresión, desvirtuándose su palabra. Por otra parte, lo que participaba del Verbo quedara destruido y volviera a la nada. Era indigno que la otra de Dios pereciera a causa de la caída. Pues ¿qué necesidad había de crear ya desde el principio tales seres? Era absurdo que perecieran.

            Un retrato muy sucio será necesario restaurarlo. Para ello necesitamos a la persona de quien es el retrato. De manera semejante, el hijo imagen del padre, vino para restaurar al hombre hecho a su imagen.

            El alma de debía de renacer y ser restaurada en su imagen. Pues una vez desaparecido el conocimiento de Dios, ¿quién podría enseñar al mundo el conocimiento del Padre?.

            Se necesitaba el mismo Verbo. Y ¿cómo podría hacer esto? Por las obras de su cuerpo conocerán al Verbo de Dios encarnado y por medio de él al Padre.

            Así como un maestro les enseña con cosas más sencillas poniéndose a su nivel…

            Por medio del Verbo hecho cuerpo, somos divinizados, nació de María, en la carne, él es quíen da a los demás el nacimiento. Nuestro nacimiento queda transformado y a nosotros tierra que vuelve a la tierra, nos adherimos al Verbo y podremos ser elevados con él no morimos por la ley en adelante transferimos al Verbo nuestro nacimiento, así como en nuestra condición terrena morimos todos en Adán así cuando nacemos de nuevo todos somos vivificados en Cristo.

Sor Marta



« Comienza nuestra Madre las aportaciones de Adviento hermana Ana María-compartiendo en comunidad »

Monasterio Cisterciense
Santa María la Real


09339 Villamayor de los Montes
Burgos - España
Telf. 947 18 90 01
info@monasteriodevillamayor.com
Recibe nuestro newsletter